viernes, junio 15, 2007

¿Quién puede defender a LUN?

Hace ya varios meses que no leo LUN.

Llegan todos los diarios por suscripción a la oficina, menos La Cuarta y el mencionado LUN, y como cada vez que entro a la página web mi computador colapsa, me cansé de seguir intentándolo y sólo me quedo con la portada que vi en el quiosco.

En estos últimos días he hablado harto sobre reporteo con un periodista que efectivamente reportea –yo me pasé al bando de las comunicaciones corporativas hace casi un año-, y he recordado los tiempos en que cubría crónica policial y el fotógrafo con quien me tocaba salir “cuidaba a la niña” para que nadie la mirara feo en las poblaciones (igual me miraban feo apenas decía que era periodista. Hasta un manotazo por la espalda de una señora furiosa me llegó una vez).

Todo eso, y muchas historias más me pasaron en LUN. Siempre digo por Las Últimas Noticias estudié lo que estudié, porque era el diario que compraban en mi casa desde mis primeros recuerdos. Cuando todos los grandes lo desocupaban, yo lo tomaba y lo leía, miraba las fotos, hacía los juegos del Club del Ingenio, leía a El Monito y coleccionaba las enciclopedias Larousse que regalaban los domingo. Soñaba por poder trabajar ahí.

Después terminé el cuarto año de Periodismo y cuando llegó la época de postular a las prácticas, apunté todas mis balas a LUN y quedé. Me acuerdo de la ilusión que tenía a los 21 años y me vuelvo a ilusionar. Lo pasé muy bien, aprendí todo lo aprendible, conocí gente buena y gente no tan buena, me reí mucho, y el periodista que yo más admiraba por su forma de escribir y contar historias es mi amigo hasta el día de hoy.

Pasaron dos años y las cosas se echaron a perder. El 10 de octubre de 2003 fui des-pe-di-da del diario por razones que me costó uno o dos meses procesar. Una profesora de la escuela me dijo que agradeciera el sobre azul, porque todo trabajador debería vivir uno como experiencia de enriquecimiento. Me pareció consuelo de tarjeta Village en ese minuto, pero con el tiempo me di cuenta que tenía razón, y aunque la historia haya terminado mal, lo comido y lo bailado (o debería decir, lo reporteado y lo publicado), no me lo quita nadie.

Así que estuve mirando la página de LUN hace un rato, mis notas que todavía están en el archivo de noticias... y como no pude leer mucho, estoy pensando en comprármelo a la salida y volver a reencantarme con la versión en papel recordando los viejos tiempos.

Y cuando todos hablan pestes de LUN, dicen que el diario es una porquería y que nos denigra como país (y he escuchado cosas peores), yo me paro y lo defiendo, porque si no fuera por LUN, quizás en qué carrera hubiera terminado (aunque igual encuentro que las portadas con famosillos hablando puras tonteras son un bodrio... pero bueno, es lo que vende y es lo que mantiene a toda la maquinaria que hay detrás).

PS. Aprovecho de contar que por pega, no creo que esté conectada la próxima semana porque mañana me voy a Miami (a Mayami chico, a Mayami). Y como el martes 19 de junio es mi cumpleaños, pienso autobrindar con sol, palmeras, sombrero y factor 60. El viernes 22 me espera la celebración con mis amigos (y paso el dato, para los que me conocen en persona, de que me gustan las tortas y los pasteles con harto chocolate).

14 comentarios:

Gabriela dijo...

Lun es un diario livianito de poca profundidad o medio de comunicación con gran parte de circo, muy util para quienes no quiere leer tanto.
Trato de verlo a todos los dias en la pagina web igual q la cuarta, el mercurio, la segunda, la nacion y la tercera que la compro en papel todos los fines de semana.

L.A. dijo...

Que suerte haber podido trabajar en el lugar en el que querías desde chica. Tal vez podrías compartir alguno de tus artículos que están en el archivo :)

Verónica Reyes Serra dijo...

Alejandra: empecé a leer y claramente pretendí dejarte mi opinión con respecto a LUN, pero llegué al final del post y la envidia me comió ¡¡Yo quiero ir a Miami!! ¿entraré en tu maleta? Nooo, es que me muero, por favor, tienes que traer muchas fotos de Vice City, saca fotos por todo Miami y después las colocas aquí en el blog. Nooo, es que me muero de envidia, niña.

Disfruta.

Un abrazo.

Princessa dijo...

Prefiero el Mercurio, toda la vida en mi casa se leia El Mercurio.
Suerte en los estados juntos.
Besos

Cristian dijo...

Decir que denigra al país es como decir que The Sun denigra a Inglaterra o algo así. Es un pésimo diario, pero está la libertad de leerlo (si a uno le interesan las viscisitudes de personajes como la Coté López y eso) o no leerlo. Así que es todo bien relativo.

Concuerdo en que debe haber sido muy genial trabajar en "el lugar de tus sueños" en todo caso.

Saludos y buen viaje a Mayami.

LA FURIA dijo...

Yo lo leo siempre porque a veces más que la historia misma, me gusta cómo se cuenta. Todavía recuerdo cuando hizo un gol el negro Beausejour por la "Roja" Sub 23 y al otro día publicaron una nota con Guido Vallejos comparándolo con Palmatoria. Ese "factor inesperado" yo lo agradezco.

CERATIEGO dijo...

Mayami? Schis, mejor me dedico a lo cooporativo cuando salga, ajajajaja

La Ale.- dijo...

Genial... yo siempre quise estudiar periodismo... pero ahora ya no... aunque aun tengo sentimientos encontrados... no sé... en fin... LITERATURA NO MÁ Y SE ACABÓ...
espero que te vaya bien en mayami!!!! mi papá fue hace aaaaaaaaños pero dice que es hermoso...
tráete un gringo! eeeeeeeh! o un neeegrooo!!!! mejor... por que ta lleno de latinos
saludos a la doctora polo!!!
ale.-

Anónimo dijo...

Ale,

Muy, pero muy Feliz Cumpleaños!!!!

Un abrazo,

Dani Pez dijo...

Muchas Felicidades en tu cumpleaños!!

Que sean muchos más....

Disfruta el solsito en mayami chica!, que envidia sana!!

Bárbara dijo...

Amiga
Simbólicamente, quiero desearte feliz cumpleaños a través de tu blog! Te quiero mucho, eres una gran amiga, una tremenda persona, y gracias a tí, nunca seré un grano de arena en el desierto.
Muchísimas felicidades!!!!!!!

Daniel dijo...

La verdad que si le hecho una mirada a LUN en internet es al deporte y a alguna noticia curiosa. Los temas de farándula que toca ni me interesan. Saludos (llegué por el blog de Capitán Futuro)

RIPNE dijo...

¿Miami, de verdad? Yo quiero pololear contigo, jejeje.

puppetmaster dijo...

el LUN es la escencia del chileno promedio. Una empresa como LUN, seguro hace estudios e investigaciones de mercado para definir su grupo objetivo. Ellos publican lo que los chilenos leemos.