lunes, marzo 05, 2007

Películas románticas que me siguen gustando

Todas las he visto más de una vez, y seguro que las vuelvo a ver después de un tiempo. Dos películas de esta lista de cinco las tengo en dvd y las restantes quiero comprarlas ya . Todas tienen ese “no sé qué” que hace que –en mi opinión-, resalten sobre las demás. Vamos viendo:

While you were sleeping: Sandra Bullock como una encantadora niña deschavetada y sin familia que está enamorada de un ejecutivo de terno y corbata que todos los días compra el boleto del tren (o el metro? Tuve un lapsus...) La cosa es que ella es la boletera, y nunca se hablan hasta que él se accidenta en la estación y queda en coma, y como esta niña lo lleva al hospital y se hace cargo, la familia del tipo asume que es la novia. Este hombre pasa toda la película en la cama del hospital, y entre tanto, ella empieza tener una conexión con el hermano del enfermo, que termina en romance. Entrañable, sobre todo por el olor a sencillez que tiene todo el rato.

Never been kissed: Destaco esta película en especial, aunque todas las películas de Drew Barrymore en este género tienen algo que llama la atención ("The wedding singer" y "50 first dates" vienen después). En “Nunca antes besada” ella es una joven que se viste como vieja y trabaja como editora, sola y tierna como nadie. Nunca ha dado un beso y siempre se ha sentido media apocada, hasta que se le da la oportunidad de volver al high school como periodista encubierta. La aventura termina siendo terapéutica, porque en toda su etapa escolar sus compañeros se rieron de ella y jamás dio un beso. Más encima tiene un hermano que es un pelmazo y que secretamente la bautizó como “Josie Grossie”, apodo con el que la conocía todo el mundo. Pero esta es la oportunidad de enmendarse. Tiene también muy buenos personajes secundarios poniendo la nota humorística.

Cómo perder a un hombre en diez días: Debido a una apuesta, un tipo con pinta de galán motoquero debe aguantar una relación con una niña que conoció en un bar durante diez días, pase lo que pase. A su vez, la protagonista hace con sus amigas una apuesta al revés (la que da nombre a la película), por lo que se pasa toda la película haciendo y diciendo cosas que sacarían de sus casillas a cualquier hombre, y este tipo se tiene que tragar la rabia por ganar su apuesta. Toda la gente con la que la he visto la ha encontrado graciosa, aunque el final desinfle un poco, pero se perdona.

Lo que el viento se llevó: Dejé las antiguas para el final, pero no porque sean menos. Esta es una de mis favoritas, pero no podría catalogarla de “película romántica” porque es mucho más que eso. Es también la guerra de secesión, el cambio de una época, los inicios de Atlanta, la idiosincrasia de la gente del sur, los esclavos negros, el algodón; y entre todo eso, Rhett y Scarlett, con su historia de amor-odio que termina con final triste, pero a la vez esperanzador. De esta película me emocionan de igual manera la escena de Scarlett con una zanahoria en la mano diciendo que nunca más se morirá de hambre aunque tenga que mentir, matar o robar (termina haciendo las tres cosas) como las respuestas irónicas y las miradas levanta-cejas de Rhett. Me gusta Clark Gable.

Roman Holiday: Es encantadora esta película. Audrey Hepburn es la princesa de un país europeo que está de gira diplomática en Italia y que, harta del protocolo, se escapa una noche para pasear por Roma como una mujer común y corriente. Se corta el pelo, se compra un helado, pasea en una moto Vespa y se supone que va de incógnito, excepto por un periodista que sabe quién es ella y quiere sacarle una entrevista exclusiva haciéndose pasar por un acompañante de buenas intenciones. Se enamoran hasta que hay que volver a la triste realidad, pero aún así, tiene un bonito final.

Recién ahora me doy cuenta que en las tres primeras películas tienen happy end, pero en estas dos últimas –precisamente las más antiguas-, las cosas son más realistas que idealistas.

¿Alguien tiene alguna otra preferida que quiera compartir?

5 comentarios:

Arantxa dijo...

claro!
Me gustó tu elección Ale, algunas más que otras, ciertamente, pero lejos mi favorita es Love Actually (Creo que en Chile nunca llegó al cine, pero si quieren echar un vistazo, está en http://www.imdb.com/title/tt0314331/).
En el marco de una inminente navidad, varias historias de amor - y ojo que no necesariamente de pareja- se entrecruzan y se desarrollan de manera fantástica.
Mi favorita, lejos, es la Hugh Grant, que aparece como primer-ministro-bombón-y-soltero-de-Inglaterra, que se engancha de su asistente, una chica pasadita de kilos, simpática y con una inapropiada tendencia a decir palabrotas.
Destaca también una historia de un tipo que siempre estuvo eamorado de la novia de su mejor amigo, y que luego de que ellos dos se casan, él, a modo de catarsis, le declara su amor en la mejor escena de este tipo en la Historia del Cine.
Realmente, mi favorita de este género.

LA FURIA dijo...

ROMAN HOLIDAY me encanta y aunque Audrey Hepburn se ve hermosa de princesa me gusta más cuando está borracha.

Agrego.
-ROSA PÚRPURA DEL CAIRO. ¿Te quedas con un tipo lleno de defectos, pero real o uno de fantasía que sencillamente no existe?

-EL DIA DE LA MARMOTA: Una de las que más he visto en mi vida y a una niña le hice un regalo una vez con esta frase: "Puede que no haya un mañana. Hoy no lo hubo". O sea, avíspate ahora. Después de mucho intentar le puse en otro regalo: "Cuando cambies de idea sólo abre la ventana... Yo entenderé". Es de CINEMA PARADISO y nunca la ha abierto.

-CUANDO HARRY CONOCIO A SALLY. Amo tanto esta película que cuando cortejo a alguien siempre me acuerdo de Billy Cristal y me salen frases lindas como para el bronce. Maestro. "He venido porque, cuando te das cuenta de que quieres pasar el resto de tu vida con alguien, quieres que el resto de tu vida empiece cuanto antes".

-LUNA DE AVELLANEDA. No es así como que puta que romántica, pero la relación entre el maestro Darín (Dios) y su señora es lo más real que he visto.
“-No es fácil vivir 20 años con la misma persona.
-Ojalá fuera la misma persona”.

Paula dijo...

Jaj, "Como perder a un hombre en 10 días" es la comedia romántica más graciosa que he visto en mucho tiempo. Y aunque bastante cliché, nunca puedo dejar de ver "Jamás Besada", por que Michael Vartan es OH, TAN GUAPO!

Pero sin duda, y ustedes lo saben, me quedo con mi amigui la francesita. A estas alturas es un lugar común, y estoy consciente de que es espantosamente naïf (o es naïve?), pero "Amélie" llega a lo más profundamente idealista de mi corazoncito y no la cambio por nada.

RIPNE dijo...

Bueno, Lo que "El Viento se llevo" digamos que está varios peldaños arriba de las otras.
Es raro, no soy muy meloso de actitud pero sí me pego con algunas películas de ese tenor así como con canciones... ¡Freak!
A ver. Hay una comedia romántica de John Cussack con Kate Beckinsale llamada Serendipity. ES notable.
La de Julie Delpy e Ethan Hawke, "Antes del Amanecer" me parece la historia de amor ideal, soñada.
Ni hablar de Reality Bites, que si bien es una amalgama generacional también está basada en la evolución de una historia de amor. Clásico de clásicos.
Love Actually la recomendé en el blog porque es notabilísima, sobretodo por ese cruce de historias tan perfecto.

Negro Camboya dijo...

Me matriculo con una que en este mismo instante me identifica por lo que me está pasando, pero con un final distinto, al menos en la peli quedaban juntos...

Great Expectations: Gwyneth Paltrow y Ethan Hawke, la historia es de Charles Dickens, actúa magistralmente Robert de Niro y hay una canción en el soundtrack que cuando me case, algún día, juro reemplazarla por el vals, "Sunshower" de Chris Cornell, una verdadera oda a la tragedia feliz, al amor eterno, incondiconal y verdadero. Un retrato desgarrador de un " aunque tu eres racional y yo emocioal...estoy contigo para siempre", me dió pena, ese sería mi aporte.

Chau, saludos.